≡ Menu




Impatiens bequaertii: Todo lo que debes saber de esta especie de flores

La especie de Impatiens Bequaertii es considerada como unas de las especies de flor más extremadamente rara en el mundo, puesto que gracias a su aspecto su forma es similar a unas pequeñas niñas. De esta forma esta es otra de las especies que componen el género de las plantas Impatiens y en el caso de esta especie no se tiene algún nombre común reconocido.

Cabe destacar que esta planta no suele ser muy común por lo tanto su cultivo no se considera como una práctica que frecuentemente se realice.

Impatiens bequaertii

Origen de la Impatiens bequaertii

En primer lugar en cuanto al origen es importante tener en cuenta que esta rara especie de Impatiens bequaertii tiene sus orígenes en el continente africano, puesto que se conoce que esta especie nace específicamente en la zona oriental de este continente, y es precisamente esta zona porque predomina de manera natural el clima ideal que necesita esta especie para desarrollarse y crecer en las mejores condiciones. 

Descripciones generales de la Impatiens bequaertii

En primer lugar hay que tomar en cuenta el aspecto tan característico que hace de esta especie una de las especies de flores más raras del mundo, puesto que el aspecto de la floración que produce esta planta es similar al cuerpo de una niña, donde aparece la figura de una falda y unos brazos extendidos, todo esto en una coloración de tonos en blanco y ligeramente rosa. Por otro lado lo que se puede decir al respecto del tamaño de esta especie es que por lo general esta planta suele crecer hasta alcanzar los 30 centímetros de altura, se puede decir que unos 45 centímetros como máximo.

Entre otras características resaltantes de esta especie de Impatiens bequaertii es importante tener en cuenta que se trata de una planta perenne, esto quiere decir que su ciclo de vida es anual.

Cuidados de la Impatiens bequaertii

En primer lugar hay que tener en cuenta que el cultivo de esta especie no se realiza de manera común, pero entre sus cuidados cabe destacar que siendo una especie que proviene por lo general de un ambiente húmedo las finalidad de los mismos deben basarse en mantener todas las condiciones en base a dichas condiciones climáticas. Por lo general para la Impatiens bequaertii hay que mantener todo el tiempo un tipo de clima suave.

Exposición a la luz del sol

Como la mayoría de las especies que pertenecen al género de Impatiens se debe evitar el calor en exceso en las zonas donde se vaya a encontrar. Por lo general a este tipo de plantas les hace mejor una luz de sol filtrada es decir, que para mantener su buen aspecto y vitalidad necesitan de una exposición al sol con sombra, evitando el contacto con los rayos solares de manera directa.

De la misma forma con sombra se evita que el agua suministrada en el proceso de riego se seque de manera más rápida y la planta se deshidrate, lo que podría causar la muerte porque este tipo de plantas tolera de mejor forma la humedad que la sequía como en el caso de la Impatiens noli-tangere.

Temperatura

Lo que corresponde a la temperatura ideal en la que debe habitar la especie de Impatiens bequaertii es un rango ubicado entre los 6°C y los 26°C para mantener las mejores condiciones en cuanto al clima húmedo. De la misma forma la referencia que se tiene en cuanto a la humedad necesaria en el ambiente corresponde a más de un 40% o 50%.

Riego

Como se ha mencionado anteriormente todas las condiciones con relación a los cuidados en esta planta deben estar dirigidos a mantener un ambiente húmedo, y es el riego uno de los aspectos más fundamentales, puesto que este proceso debe realizarse de manera frecuente, e incluso con mayor intensidad cuando la planta se encuentre en un ambiente con una temperatura elevada.

Ahora bien, en cuanto al riego hay que tener en cuenta que al mismo tiempo la planta de Impatiens bequaertii debe contar con las mejores condiciones en cuanto al drenaje, para evitar a toda costa que el agua pueda estancarse en el suelo donde se encuentren las raíces y perjudicar la salud de la planta.

Tomando en cuenta lo mencionado anteriormente es importante tener en cuenta que unas buenas condiciones en cuanto al drenaje se obtiene gracias a la textura del suelo, por lo general se recomienda que sea de tipo arenoso y arcilloso y en estos casos de las plantas del género Impatiens que el suelo cuente con un pH neutro.

Dejame Tu Comentario