Petunias mexicanas: Todo lo que debes saber de esta especie

Recibe el nombre vulgar de petunias mexicanas y también el nombre científico de Ruellia angustifolia. Estas plantas herbáceas perennes de crecimiento rápido pueden alcanzar el metro de altura y presentan largas hojas opuestas y lanceoladas de color verde oscuro.

petunias mexicanas

Características de las petunias mexicanas.

Esta planta mide entre 90 y 100 cm de altura y configura tallos verticales de color púrpura que resultan muy llamativos cuando se encuentra en plena floración, cosa que hace durante un extenso periodo de tiempo que abarca desde la primavera hasta prácticamente la llegada del frío, pero con mayor exuberancia durante el verano.

Las petunias mexicanas son parecidas a las petunias y de color azul-violeta si bien existen variedades de flores blancas, rosas o azul claro. Florecen desde la primavera hasta inicios del invierno.Se suelen utilizar para borduras, macizos y en macetas y jardineras para patios, balcones y terrazas.

Esta planta crece prácticamente donde sea y se esparce tan rápido como la mala hierba, aunque su belleza no se compara en nada. La petunia es una flor muy atractiva durante su floración, cuando deja ver sus hermosas flores color púrpura, aunque también podemos encontrarlas en tonos suaves como el azul celeste y rosado.

Las petunias mexicanas necesitan una exposición luminosa pero sin recibir el sol directo en las horas centrales del día. Si no recibe suficiente luz no florecerá. Es una planta tropical que no soporta temperaturas por debajo de los 5 ºC.

La cantidad de flores que produce la Ruellia dependerá en gran medida de la cantidad de luz solar que reciba.Dadas sus buenas condiciones para crecer y su fácil adaptación a casi cualquier clima y terreno, esta planta puede ser ideal para lugares difíciles en cuanto al terreno y donde la vegetación es escasa.

Petunias mexicanas

Cultivo de las petunias mexicanas.

La proporción de flores que esta especie puede brindar está relacionada con la cantidad de luz que reciba el ejemplar, por lo que necesita de una situación de luminosidad que incluya bastantes horas de sol al día pero, que no implique las centrales en los meses estivales ya que el sol es excesivamente potente.

Aunque se aclimata aceptablemente a una sequía transitoria estará encantada en posiciones húmedas, de hecho, los riegos que se le deben realizar tienen que ser generosos, primordialmente en el periodo estival para que la planta muestre toda su belleza.

Es interesante nutrir el sustrato quincenalmente con un fertilizante líquido, rico en fósforo que se debe añadir al agua de riego. Pese a que se adapta sin demasiados problemas a diversos tipos de suelos prefieres los que sean fértiles, estén bien drenados y se mantengan con una humedad media.

Cuidados de las petunias mexicanas.

Sembrar flores petunia mexicana en casa es una buena idea para llenar el jardín de color, además que su cultivo no tiene ninguna dificultad, solo debes mantenerla bajo control ya que como la mala hierba-es invasora, crece descontroladamente y puede propagarse por todo el jardín.

La Ruellia o petunia mexicana no necesita cuidados especiales, así que prácticamente se mantiene sola. Cuando quiere crecer no hay muchos obstáculos que la detengan; puede aguantar de igual manera sequías como abundante agua, terrenos rocosos o arcillosos; crece en lugares con sombra, soleados o con sol parcial. Además se desarrolla de la misma manera en el suelo del jardín o en una maceta y resiste muy bien las bajas temperaturas.

Posee un crecimiento dinámico y su cultivo no presenta ninguna dificultad ni precisa de cuidados especiales, además, su desarrollo se acomoda de la misma manera al suelo del jardín o a un contenedor.

Las hojas son largas de hasta 30 cm de longitud, estrechamente lanceoladas y de color verde oscuro algo ceniciento, el follaje adquiere una coloración verde metálica que deriva de la exposición directa y persistente del sol.

Pese a que se adapta sin demasiados problemas a diversos tipos de suelos prefieres los que sean fértiles, estén bien drenados y se mantengan con una humedad media.Después de la floración es conveniente efectuar una limpieza sobre el ejemplar, descartando los tallos dañados y ejecutar una poda severa de forma que quede la mitad del volumen que la planta poseía.

Aunque se aclimata aceptablemente a una sequía transitoria estará encantada en posiciones húmedas, de hecho, los riegos que se le deben realizar tienen que ser generosos, primordialmente en el periodo estival para que la planta muestre toda su belleza.

Por lo general las plagas no suponen algo demasiado preocupante, la única por la que hay que tener una vigilancia especial es la mosca blanca, un tratamiento preventivo puede ser eficaz.

Dejame Tu Comentario