≡ Menu




Taray: características, propiedades, usos, beneficios, y más

El Taray, es un tipo de planta con múltiples propiedades y beneficios. Generalmente se le conoce con los nombres de Tamarisco o también Pino salado. Aunque su tamaño no excede el de una mata tradicional, se producen ocasiones donde llega a crecer tanto que se convierte en un árbol corpulento.

Taray

¿Qué es el Taray?

El Taray, es un tipo de arbusto muy ramificado, muy frondoso y colorido, que posee con unas largas ramas muy flexibles, que pueden llegar a tener una altura de hasta 8 metros. Su nombre común es Taray y este tipo de arbolillo pertenece a la familia de arboles fabaceae. Esta especie de floral se denomina como Eysenhardtia polystachya (Ortega) Sarg, el cual es su nombre científico.

En vista de que se produce en varias zonas y distintos países, va adoptando otros nombres que se han hecho comunes según la zona, como por ejemplo rosilla, Vara dulce, palo cuate, palo dulce, entre otros. Sus hojas son simples e inclinadas, con una presentación de escama que fácilmente se acoplan entre sí, ubicadas en una posición alterna.

Llaman la atención por su tamaño midiendo unos 2 mm aproximadamente y tienen una forma variada ya que se pueden ver en algunos arbustos de forma triangular y en otros su presentación puede ser ovalada. Los meses en que florece son entre septiembre y mayo, donde van apareciendo sus las flores de forma agrupadas y contentivas en unas espigas con forma cilíndrica.

Algunas tienen un color como blanco o grisáceo, que pueden dar paso a un tono plateado manifiesto en toda la mata. Sus frutos los produce en forma de similar a una cápsula piramidal, los cuales van  apareciendo durante la temporada de otoño.

El Taray es un arbusto o un pequeño árbol cuyas medidas están comprendidas entre los 3 y 8 metros de altura. Su corteza también presenta un tono gris claro o plateado. Las hojas se presentan en pequeñas hileras que pueden contener de 21 a 51 hojitas unidas. Produce unos racimos de flores de unos 4 a 15 centímetros de largo también en color blanco con tono hacia gris.

Es natural ver sembradíos de arboles de Taray en grandes cantidades, ubicados en barrancas y terrenos alejados de las zonas urbanas y de las carreteras. En el lado oeste de los Estados Unidos al Taray se le conoce con el nombre de «pino salado».

Este pequeño arbusto es tipo ornamental aunque también tiene propiedades medicinales y su existencia data del siglo XIX. (Ver articulo: Terebinto)

También se pueden observar sembradíos de Taray en zonas donde existan corrientes de agua, cuerpos de agua con drenaje natural o artificial, ya que sus semillas resisten la saturación de los suelos al momento de establecerse. Este elemento la diferencia de las estructuras y la estabilidad de otros tipos de plantas norteamericánas; que están constantemente compitiendo por el agua.

Actualmente existen unas 60 especies de árboles o arbustos de la familia Tamaricaceae a la cual pertenece el Taray. Los orígenes de su nombre vienen del latín “tamaris o tamarici”, término con el cual le hacen referencia a los ríos Tamaris en Tarraconensis y al Tambre en Tarragona.

México, es uno de los países donde también los sembradíos de Taray son abundantes y muy conocidos por lo que en ese país la mata ha adoptado diversos nombres entre los que están Palo dulce, Cohuatli, Varaduz, Palo cuate, Cuatle, Rosilla, Ursa, Vara dulce, coatillo.

Características

Las flores que emanan del arbolillo de Taray son de color rosadas y blancas; las mimas se presentan en tupidos grupos llegando a alcanzar un tamaño de hasta 10 centímetros de largo, agrupadas en racimos. Las puntas de las ramas tienen como particularidad que son muy aromáticas y los frutos son vainas con forma puntiagudas, lisa y de color café pálido. (Ver articulo: Jazmín de leche)

La madera que produce este árbol es Calidad de excelente calidad, y para su uso, algunas personas la ponen a secar al aire libre, mientras que otras la dejan bajo techo para que igual se sequen. Los beneficios de esta planta se pueden comenzar a aprovechar desde que la mata tenga 5 años y hasta los 15 años, donde se presume que ya ha alcanzado unas medidas de 20 a 30 centímetros en su diámetro y unos 4 a 15 metros en la altura.

Forma parte del tipo de silvicultura tradicional, es decir que se deja crecer en los terrenos, propagándose en estacas. El principal producto del Taray es su madera, la cual tiene gran utilidad y es catalogada como de excelente calidad medicinal usándolo como un tipo de diurético. Se dice que desde el siglo XVI, ya era utilizada en Europa donde la bautizaron como con el nombre de “lignum nephriticum”, gracias al contenido de propiedades diuréticas.

En vista de que el Taray tiene preferencia por suelos salinos húmedos, sus diversas plantaciones nacen en el margen de los ríos y los arroyos con sustrato arcilloso, aunque también se dan especies de esta planta en terrenos secos, calurosos y de mucha luz.

El Taray es un arbolillo muy común en regiones que presentan climas como el antes mencionado y también aquellos que estén ubicados entre los 0 y los 1.000 metros de altitud. Con este tipo de arbusto se pueden fijar los suelos en zonas donde existan corrientes esporádicas fuertes.

En apariencia de su ubicación, suelen dar la impresión de «oasis en el desierto», ya que crecen la mayoría de las veces en terrenos muy áridos y de aspecto desértico.  Su acelerada floración se da en temporada de verano.

Por su frondosidad, el Taray alberga a muchas especies de pájaros, teniendo además formaciones vegetales que deben protegerse y conservarse, destacando con ello su valor ornamental, ya que tiene unos capullos rosados en forma de espiga, que le da un toque de elegancia nunca visto en otra especie de la flora.

Aunque el Taray tiene ciertas preferencias, es un tipo de árbol que se adapta fácilmente a cualquier tipo de suelos, incluyendo los de condiciones arcillosas. Es una planta muy versátil y su semilla se multiplica por esqueje, haciendo que su propagación y crecimiento sea de forma rápida. Es una de las especies que resistente las bajas temperaturas, por lo que mantiene siempre una apariencia saludable aún en condiciones críticas.

Propiedades

El Taray es una planta que posee grandes propiedades medicinales por lo cual es utilizada como tratamiento para contrarrestar diversas enfermedades. Dentro de sus componentes cuenta con elementos efectivos para tratar la diarrea y la disentería. (Ver articulo: Ave del paraíso)

También puede regular el sistema digestivo interviniendo en los casos de estreñimiento. Por la gran calidad que tiene su madera, cuenta con gran potencial para su producción y mercadeo, por lo que existen grandes plantaciones con fines industriales.

Este arbusto pequeño y frondoso es conocido con varios nombres, entre los cuales destaca el de Tamarix gallica. Aunque cuenta con largas y flexibles ramas, las mismas son difíciles de romper,  además de que cada año nacen sobre las ramas otras nuevas pero las viejas mantienen las mismas apariencias sin que se note la diferencia. Sus flores tienen cinco pétalos y se dan en las temporadas de primavera y verano.

Los arbustos de Taray contienen diversos componentes químicos, los cuales ejercen una gran influencia en el cuerpo humano y un gran contenido de propiedades medicinales. Estos componentes o propiedades son: Flavonoides; Flavonoides coatline A y B; Cumarina; Antiinflamatorios; Astringentes.

Dichos componentes químicos y propiedades hacen del Taray una planta con muchas ventajas y beneficios dentro de los tratamientos para resolver los problemas estomacales comunes como el estreñimiento, enfermedades de diarrea, una mala digestión, entre otros.

Antiguos  boticarios llamaban al arbolillo de Taray “palo nefrítico”, ya que servía para sanar las inflamaciones del riñón y las piedras y el termino “nefros” es una palabra griega que significa riñón.

Al cocinar el tallo de la mata en agua hirviendo, corteza suelo tomar un tono de color dorado, pasando por naranja y finalizando en un color azul; es por ello que muchos lo llaman también  “palo azul”. Esta preparación tenia componentes y propiedades especiales que ayudan a desinflamar, desinfectar y limpiar los riñones, liberándolos de piedras, y a su vez de infecciones en la orina.

El árbol de Taray tiene componentes terapéuticos, siendo así el principal elemento químico de Tamarisk, herramienta que suma la propiedad terapéutica a la hierba que se deriva de esta planta. Es fácil de reconocer ya que sus hojas son similares a las del ciprés, muy delgadas y angostas.

Usos

El Taray por ser una de las plantas que se adapta a todo tipo de clima y que se da en cualquier condición, del mismo modo ofrece variedad de utilidad, aunque su principal es en materia de salud. Sin embargo, hay personas que por la excelente calidad de su manera, los utilizan para construir las cercas de terrenos y corrales. (Ver articulo: Manzanilla real)

De igual manera, hay quienes la utilizan como herramienta dentro de las construcciones ligeras, en sustitución de materiales como vigas, horcones, tutores para cultivo de chayote, entre otros.  Como ya se ha dicho, dentro de sus usos sobre sale el tipo medicinal, en su utilización como tratamiento para enfermedades para lo cual se toman tanto su corteza como parte del tallo.

Es así como su uso más frecuente en esta área, se vincula con el combate de enfermedades renales. Con el agua de corteza de este árbol, algunas personas “lavan” sus riñones, como un tratamiento preventivo. Aunque el colorido de sus flores tiene gran uso ornamental y decorativo, es su utilidad medicinal la que representa mayor interés en el colectivo, por lo que las personas lo buscan para cortar sus ramas y  corteza.

Se debe tomar en consideración que para sacar la corteza del árbol de Taray, debe hacerse de una manera que no afecte al resto del tronco, ya que solo así volverá a crecer el siguiente año. Dentro de la preparación de los bebedizos, deben colocar a hervir 30 gramos entre corteza y rama, en un litro de agua.

Consumidores usuales de estos té indican que no existe una medida en tazas especificas, por lo que se pueden ingerir las que se deseen, en vista de que no produce efectos secundarios graves. Este preparado puede ser guardado dentro de un envase y mantenerse refrigerado en la nevera.

Se le puede añadir azúcar al gusto para mejorar el sabor, aunque no así es recomendable en los casos donde se va a tratar un padecimiento de diarrea. Esta cocción debe dejaren en el fuego en un tiempo de 20 minutos en el caso de que el estado de la planta sea fresco, de lo contario, el tiempo para hervir es menos de los 20 minutos.

Otro de los usos que se le da al arbolillo es con las ramas del Taray, con las cuales se elaboran canastas artesanales llamadas huacales, gracias a su madera flexible. Al colocar la planta en agua, ésta se pone de color azul, por lo que los té que se hacen de esta planta se les conoce como el té azul, tomado como un remedio casero para combatir las enfermedades urinarias.

Tanto el follaje como las flores del Taray tienen fragancias, por lo que también son utilizadas para baños aromáticos. (Ver articulo: Jazmin)

Beneficios

La planta de Taray tiene múltiples beneficios a nivel medicinal, artesanal y hasta comercial en instancias industriales. Gracias a su principal componente químico denominado Tamarixin, se ha convertido en una de las sustancias que le brinda a la hierba todas las propiedades medicinales de las cuales consta.

Por la buena calidad de la madera, se obtiene un beneficio para los lugareños que lo pueden usar  hasta de combustible, mientras que sus ramas son convertidas en ataderos para las cercas. Asimismo, juega un papel importante para prevenir embarazos.

Este árbol se reproduce fácilmente por estaca, por lo que tiene un beneficio a través de su utilidad para fijar los arenales y las orillas de los ríos. El Taray es una planta que crece como una mata pero se dan el tipo de especie que rece como un árbol pequeño.

Aunque es conocida ampliamente sus beneficios en el caso de enfermedad con los riñones, hoy en día cuenta con muchos otros beneficios medicinales a partir de la planta de Taray.  Se registra también como un excelente astringente, cicatrizante y remedio anti diarreico y con su planta medicinal se pueden preparar variedad de recetas que beneficien a todo el organismo.

El té de Taray es una medicina integral y efectiva y su uso puede hacerse sin receta ya que no tiene contraindicaciones ni efectos secundarios graves.

Medicinales

Como ya se ha dicho en varias ocasiones, entre los múltiples beneficios que se obtienen de la planta de Taray, el de mayor relevancia e incluso que lo ha vuelto conocida y muy popular es su carácter de medicinal. Se presenta como una planta astringente, puesto que en su composición encontramos muchas sustancias tánicas, por lo que ayuda en quemaras y manchas de de la piel.

Otra de las composiciones que contiene este arbolillo es material de taninos, unas sustancias típicamente aromáticas cuya acción en la piel la tiñe y repara. Sus diferentes formas de preparación hacen del elemento químico compositivo convertirse en antídotos para tratar intoxicaciones. Las múltiples propiedades y beneficios con los que cuenta este arbusto, son conocidas por nuestros antepasados desde los tiempos más remotos.

Poco a poco se le fuesen sumando otros atributos y participaciones en tratamientos para combatir otras enfermedades como es el caso de la diarrea, donde a pesar de su comprobada efectividad, todavía no se deja de aconsejar una prudente visita al médico, especialmente cuando el paciente a tratar es un niño o un anciano.

Para infecciones urinarias

El Taray es recomendable en los casos donde se tiene que combatir bacterias y virus, por lo que su uso es recomendable cuando se presente cualquier síntoma que sugiera infección. Es conocido que la mata de Taray brinda acciones que causan un buen efecto sobre el sistema urinario, trabajando como un excelente diurético y sanando las infecciones.

Estudios han comprobado que son las mujeres quienes más padecen los síndromes de las infecciones urinarias, pues son más propensas a que se le contraiga raíz luego de la práctica de relación sexual sin cuidado, o por aguantar las ganas de orinar, siendo las más afectadas en esa área y con mayor facilidad.

Para ambos cados se necesita de un tratamiento efectivo y seguro, presentándose una alternativa dentro de las plantas medicinales de Taray con las que se puede atacar de manera natural dichas infecciones urinarias. En el caso de las infecciones urinarias, el Taray actúa como diurético, lo que suele ser una herramienta efectiva ya que no solo controla la infección sino que también la previene.

Para adelgazar

Del mismo modo se han descubierto beneficios médicos de planta, resultado ser muy beneficiosa para aquellas personas que buscan bajar de peso, ya que la mata de Taray posee grandes propiedades diuréticas que ayudan al organismo a evitar la acumulación de líquidos o edemas.

En su acción como un diurético, este arbolito desaparece los líquidos acumulados que dañan el organismo a la vez que se va eliminando con dichos líquidos, la grasa del cuerpo.

Con el empleo del té de Taray, se pierde de peso de una manera natural, reduciendo así el consumo de pastillas, dietas sin control médico e incluso ejercicios, que la mayoría d las veces desestabilizan al organismo y a la persona. Quienes más utilizan este tratamiento del Taray para adelgazar son las mujeres, quienes están permanentemente en la búsqueda de mantenerse en forma.

Utilizando los beneficios de la planta del Taray para adelgazar, se facilita la sustitución de los diferentes medicamentos que existen en las farmacias para perder peso, gracias a sus componentes diuréticos, que hacen de la pérdida de grasa un método eficaz.

Para la piel

El Taray, es una mata de naturaleza astringente, esto se debe a que entre sus componentes se encuentran muchas sustancias tánicas, que son sustancias que accionan y curten la piel.

La planta de Taray tiene un beneficio medicinal sobre la piel ya que además de ser astringente, es a su vez antimicrobiana, por lo que sus plantas son utilizadas para detener las hemorragias y sanar heridas, elemento que trabaja de manera acelerada, el proceso de curación.

La aplicación de la planta en la piel se hace de la siguiente manera, se colocan sobre las heridas abiertas extractos de hojas y flores y se dejan reposar sobre estas como tipo vendas. También se ejecuta el mismo procedimiento al tratar llagas y otras afecciones de la piel.

En el caso donde se ha presentado sangrado, se aplican la hoja en forma de compresas para detener, a la vez que controlara la infección y la herida cicatrizara mejor y más rápidamente.

Para el hígado

Entre los beneficios medicinales para el hígado que se obtienen con el arbusto de Taray esta la estimulación de la función hepática, por lo que su uso es necesario dentro de los casos donde el paciente padece de desórdenes hepáticos.

Estos casos específicos podrían tratarse de las enfermedades de hepatitis o tal vez la manifestación de una cirrosis, padecimientos que han sido tratados con el extracto de esta planta de manera tradicional.

Del mismo modo, el uso de sus hierbas o matas actúan con una acción antiinflamatoria, resultando muy útil para combatir el dolor provocado por el reumatismo, contribuyendo a  controlar la gingivitis. También sirve para aliviar el dolor que se produce en las articulaciones y la hinchazón propia que se deriva del reumatismo.

La forma de aplicar el Taray para estos casos antes descritos, es de una manera externa, por lo que se recomienda recostar el área afectada sobre una “cama” de hojas frescas, con lo cual se obtendrán una sensación grande de alivio.

El arbusto de Taray puede detener el sangrado que se presenta comúnmente en casos de gingivitis, matando además las bacterias que se originan y reduciendo al mismo tiempo la inflamación de las encías.

 

Para los riñones

Para los riñones el Taray ofrece numerosos beneficios, ya que actúa eficazmente para tratar problemas renales como el mal de orín, los cálculos renales, entre otros, utilizándolo para desinflamar esta área del cuerpo humano. En el caso de los cálculos renales, con la utilización del Taray También se facilita la expulsión de las piedras contenidas en el riñón.

De igual manera, su uso es recomendable para tratar los cólicos hepáticos y la uremia, dos síntomas comunes y que causan grandes dolores. Constantemente nos encontramos en la vida con personas que padecen de fuertes dolores en sus riñones, producto de la acumulación de cálculos, por lo que cada día se hace más común que estas personas apliquen las bondades del Taray en la elaboración de remedios caseros.

Este tratamiento garantiza que en poco tiempo de comenzar su consumo, se verán las mejorías ya que los cálculos se irán eliminando a través de la orina.

Para los dolores

Uno de los padecimientos más comunes en el día a día son los dolores musculares, y es tan constante sufrirlos que a veces se vuelven parte del diarismo a consecuencia del estrés al que estamos sometidos o puede ser también a la cantidad de trabajo que nos cargamos.

Es por ello que se puede contar con los beneficios medicinales del Taray para tratar estas dolencias, en especial las de aquellas personas que sufre de reumatismo o artritis, ya sea consumido como te o también usando las hojas como compresas.

Para la diabetes

Hay quienes han comprobado los beneficios medicinales que ofrece el Taray en el caso de la diabetes. Quienes lo han empleado como tratamiento aseguran que contribuye de manera positiva, ya que ayuda a regular los niveles de azúcar en la sangre, con lo que el organismo del diabético se mantiene estable.

Remedios caseros

Se ha comprobado los múltiples beneficios que posee la planta del Taray, así como las ventajas de su uso, sus propiedades medicinales, entre otros. Del mismo modos se ha dicho mucho sobre el funcionamiento que tiene en su accionar como astringente, diurético, antiinflamatorio y regulador de la glucosa, pero estos conocimientos carecen de valor si se desconoce el modo en que podemos ingerirlos para atacar las distintas enfermedades que padecemos.

Existen gran variedad de remedios de fabricación casera que se pueden elaborar a partir de la planta de Taray, los cuales se pueden usar para contrarrestar los problemas de salud, sin que se cause en el organismo algún efecto secundario o en el caso de su uso externo, alguna anomalía en la piel.  El Taray o palo azul, es una planta que contiene muchos beneficios medicinales que pueden consumirse de una mejor forma a través de sus remedios caseros.

Existen dos maneras de elaborarlos, en forma de jarabe o te, para lo cual deben colocarse unas cuantas ramas o pedazos de corteza del arbolillo y cocinarlos durante 20 minutos hasta que tenga el agua el color azul tradicional. Este bebedizo se puede tomar cuantas veces se desee y solo debe agregársele un poquito de azúcar.

La otra manera de aplicarlo de manera directa sobre las heridas, es en forma de extracto con hojas de Taray que son colocadas sobre las heridas en forma de compresas. Estos remedios caseros son económicos y efectivos para desinflamar, detener hemorragias, heridas, entre otros.

Leave a Comment